16.7.12

Madrid se cansó de sonreír

Tumbada otra noche más frente a la ventana, contempla el manto de estrellas y nubes que gobiernan Madrid, una ciudad que había sido capaz de absorber toda la felicidad de sus habitantes en lo que, aparentemente, se presentaba como una noche más del friolero invierno. Y es que hoy, al igual que Charlotte, el cielo lloraba, pues su único deseo era desaparecer. Evaporarse como en uno de esos calurosos días de verano y no volver jamás porque, entre las múltiples sensaciones que alguien puede experimentar, la de desesperación puede llegar a ser la más cruel. La desesperación que produce no dejar de llorar, que te asfixia lentamente, que incrementa los latidos de tu corazón y la contracción de los músculos. Esas lágrimas que te hacen cosquillas cuando descienden lentamente por tus rosadas mejillas de terciopelo y que desembocan en la comisura de tus labios, hasta que finalmente desistes y te tumbas con la esperanza de despertar al día siguiente y que nada de esto haya pasado. De levantarte con la sensación de ser otra persona, o simplemente, con la sensación de que han desaparecido todos los problemas de tu vida y que él va a seguir allí, en el mismo sofá donde lo viste por última vez, con la misma taza de café, cuyas gotas todavía persisten en la alfombra del salón.

Ella llora bajito, por temor a ser escuchada. Quiere aparentar que todo va bien, aunque los pilares que sostenían su vida hace mucho que se derrumbaron...

27 comentarios:

Inma dijo...

Ya leí en twitter que tu próximo texto sería triste, pero eso no quiere decir que no sea bonito :) Muy a mi pesar, he entendido perfectamente esas sensaciones que describes: la desesperación por no poder dejar de llorar, las lágrimas y su cosquilleo, y el desear que, cuando despiertes, todo haya sido un sueño. Pero son posiblemente esos detalles los que me han introducido en el texto, el sentirme, en parte, identificada con él. Enhorabuena :D
Por cierto, ayer publiqué una nueva entrada en el blog, ¿no te ha aparecido?
Un beso :)

Ñas dijo...

Increíble. Veo que después de mucho tiempo sin actualizar sigues siendo la misma buena escritora de siempre. Como ya era costumbre, nos sorprendes con una gran historia, triste, pero muy bonita. Destacaría sobre todo las dos últimas líneas ya que son realmente maravillosas.
Gracias por volver a escribir y sobre todo, no nos vuelvas a abandonar durante tanto tiempo.

Ñas dijo...

Increíble. Veo que después de mucho tiempo sin actualizar sigues siendo la misma buena escritora de siempre. Como ya era costumbre, nos sorprendes con una gran historia, triste, pero muy bonita. Destacaría sobre todo las dos últimas líneas ya que son realmente maravillosas.
Gracias por volver a escribir y sobre todo, no nos vuelvas a abandonar durante tanto tiempo.

Dont Go away dijo...

Wowwwww, volver a leerte es como muchas emociones juntas, por mas que el texto haya sido triste, salgo sonriendo, amo leer lo que escribes, tenes un don, siempre voy a decirlo, haces sentir cosas a los lectores y eso es lo mejor que puede producir un escritor, de verdad, me encanto :)

Linda espero no colgarme y leer mas seguido tu blog, porque lo amo, y gracias por volver a ponerte al día con el mio, sos una dulce, me re alegra que te haya gustado, de verdad :)

Besos y nos leemos, esperemos que mas seguido, beso hermosa :B

Sarah dijo...

Esa desesperanza... ese latido en el pecho lleno de dolor con el que te despiertas a la mañana siguiente, queriendo dormir para siempre, pero sabes que tus ojos no se van a cerrar, ya ha despertado el sufrimiento, otra vez.

Me gusta, aunque es triste.

Así de ilógica. dijo...

Hace un tiempo ya que no pasaba por tu blog, es increíble cuanto transmitís con tus palabras.
Te dejo un beso grande!

Carmeen dijo...

Ana preciosidad! Que precioso texto que publicas siempre! Abro tu baul, y BAM! Textazo que leo. Eres increible. Las sensaciones las he vivido como si fuera Charlotte.

Que tal te fue la selectividad? Espero que bien :) Y tranquila si no puedes pasarte por mi blog, yo tampoco actualizo mucho ultimamente, y si actualizo, es mas bien por tonterías... Jajaja!

Mil besitos guapa! Feliz verano!

I do, I do. dijo...

This so deep. Beautifully deep, I must say.
I'm following you now.

Love, from India.
inthepourinrain.blogspot.in

Si.el.corazón.pensara.dejaría.de.latir! dijo...

wuauuh! me emocionó mucho lo que escribiste! Es doloroso y a la vez precioso, pero quien no se ha sentido así alguna vez?... Quedarse dormimo llorando.. lo viví!
hacia ya mucho tiempo que no me podia pasar por aqui! y lo echaba de menos! buena entrada, saludos! :)

Claudia/L) dijo...

Ana, mi Ana :) como echaba de menos tus textos, y tus comentarios, no te imaginas cuanto, y es que no podía ni imaginar que habías dejado de escribir, eso nunca eh? este texto me ha encantado, pero es que sabes que no es novedad e incluso puedo compararte con el gran Zafón. Espero seguir teniendo la suerte de leerte pronto y por mucho tiempo!! un besazo desde http://coolerthanyourlove.blogspot.com.es, mañana nuevo post!<3

Paula. dijo...

Tia, te han dicho alguna vez que eres realmente buena? jaja me he sentido ''identificada'' no ahora mismo pero si que me ha pasado eso y he sentido eso, sabes plasmar muuuuuuuuuy bien los sentimientos, gracias por pasarte! muuuuak!

Mandarina dijo...

Bienvenida de vuelta.
A mi Madrid siempre me ha parecido un poco triste y no por eso deja de gustarme...como este texto :)

Yaiza dijo...

Precioso. Me he sentido tan identificada... Hacía mucho que no me sentía tan dentro de un texto de este modo. Y eso que no estoy en una mala época... Tengo una reciente, y supongo que eso me ayuda a meterme dentro de este sublime texto. Perfecto.

Te espero por mi blog, Ana :)

Nury Nonconformist dijo...

Precioso... Sabes que siempre me han encantado tus textos. Tus palabras son capaces de atrapar a los lectores.¡Hacía tiempo que no publicabas! :D Espero que no sea la última vez que lo hagas, ¿eh?
Saludos :3

Neverland Lover dijo...

Siento no haber podido pasarme antes pero he estado de campamento y acabo de volver.
Es un placer leerte como siempre, lo sabes (;
tus comentarios consiguen alegrarme el dia ^^
Tu entrada ha conseguido provocar que me sintiera identificada, sobre todo la ultima frase _:$
Un beso, te espero por mi nueva entrada cuando tengas un hueco♥

reina.momo dijo...

Muy lindo, algo triste pero bello al fin :)

El rincon De los sueños dijo...

Ana, es triste pero prcioso, ya sabes que una cosa no quita la otra, escribes tan bien, y te expresas de una forma que no lo hace cualquiera, me gustaria llegar a escribir la mitad de bien que tu, enserio. Muchas gracias por tus comentarios, no sabes lo que me alegras leer tus dulces palabras :)
Muchos besos, Te espero por mi nuevo post, y ademas nuevo diseño.

Lu.- dijo...

Aiiins como extrañaba leerte, tus textos son como ningunos, son unicos :) Pobre chica, el llorar en silencio le hara mas daño, necesita desahogarse :)

Besos

cuatro estrellas dijo...

Increíble, como siempre Ana :)
Perdón porque llevábamos bastante sin pasarnos por aquí, pero sin duda en este tiempo sigues escribiendo igual de bien que siempre.
Es tan triste, pero tan bonito... Y la frase genial preciosa.
Eres genial, besos :D

fergie dijo...

y sean bendecidas las que saber mantener la calma y la desesperacion raras veces las toca! yo por cierto no estoy en entre esas... y que pena!
que bonito tenxto, tan dulce y triste, pero que bueno que llore en bajito, supongo que asi no suena tan desesperada...
gracias con tu comentario, te entiendo y jamas me he olvidado de tu blog, que ya ocupa un pedacito de mi mente por tiempo indefinido!

besitos Ü

Miss Frenesí dijo...

Supongo que todos tenemos alguna vez la necesidad de mostrarle al mundo una fachada, una sonrisa que esconde dolor.
Un beso enorme bonita :)

SMSC dijo...

Que texto más triste, con lo que me gusta a mi Madrid ♥
Debería de saber esa chica, que llorar no es malo, no significa delicadeza, ni fractura, ni tristeza. A veces se llora porque es necesario, al igual que se llora de felicidad. Todo el mundo llora, todo el mundo tiene días raros, bajos de humor, malos, somos humanos y los necesitamos.

Claudia/L) dijo...

Ana ya te estaba echando yo demasiado de menos!!! espero que hayas pasado un verano genialísimo y si, es una pena que viviendo (y veraneando) tan cerquísima no nos hayamos visto! me haría un montón de ilu verte algún día por Torre o Alicante, te imaginas? :) espero que saques tiempo de donde puedas y podamos ver otra maravilla de las tuyas por aquí, ah! y mucha suerte que dentro de nada empezarás la uni no?? muchísima suerte aunque no la necesitas :) mil besitos desde http://coolerthanyourlove.blogspot.com.es, mañana nuevo outfit post!<3

bixitoluminoso dijo...

Me senti identificada con parte de la escena, la parte delas estrellas y ella.
Me delira el cielo nocturno.

Felicidades.

Doamna care plânge dijo...

estuvo muy buena la lectura!♥

May R Ayamonte dijo...

oh me encanto. Me siento incluso identificada, con esas lágrimas y esa sencación.
Un besazo, May R Ayamonte

Inma dijo...

Exijo una nueva entrada YA ;)